Martillo

Con mi último amigurumi se demuestra que uno puede hacer a crochet cualquier objeto cotidiano y luego ponerle cara, y ya tienes un amigurumi de lo más kawaii.

Ya había probado con tazas, o con comida, pero esa la primera vez que hago una herramienta, y yo creo que el martillo queda bastante mono.

Anuncios